Opinión: No se puede culpar a nadie en el asombro colectivo por una fosa común cerca de Puerto Peñasco, Sonora. Ahí se han visto cosas mucho peores y con una frecuencia asombrosa.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

READ IN ENGLISH

La sola idea de encontrar 42 cuerpos cerca de el popular destino turístico de Puerto Peñasco es tan macabro que hace estremecer a cualquiera.

Pero dichos hallazgos son comunes en Mexicos  donde cientos de miles han sido asesinados o desaparecidos en la guerra contra el narcotráfico que parece no terminar.

Tal vez por ello las mujeres que descubrieron la fosa común no parecían amedrentarse. De hecho, era exactamente lo que se esperaban cuando se decidieron buscar a seres queridos desaparecidos, según ellas "para traer paz a otras familias que están pasando por el mismo dolor".

Estas mujeres, denominadas Madres Buscadoras de Sonora, recuperaron los 42 cuerpos cerca de Puerto Peñasco, Sonora, en México, ubicado tan solo a tres horas en automóvil desde Phoenix.

Las imágenes de las mujeres y los investigadores desenterrando los cadáveres en la fosa común despertaron el interés público en Estados Unidos. Pero no fue necesariamente    noticia nacional en México un país donde cientos de miles han sido asesinados o desaparecidos durante la larga guerra contra las drogas.

¿Por qué México pareció ser indiferente ante las noticias?

Realmente no se puede culpar a nadie por la impasible actitud colectiva de los mexicanos por el descubrimiento de una fosa común en una remota ciudad fronteriza del desierto. Han visto cosas mucho peores y con una frecuencia asombrosa.

Solo este año, los mexicanos han visto de todo. Desde cuerpos colgados sobre puentes en avenidas principales, bolsas llenas de huesos humanos o cuerpos mutilados y balaceras en la vía pública a plena luz del día. Esa es la realidad de México.

Nadie sabe el número exacto de muertes  relacionadas con el narcotráfico, pero algunos informes ponen el número en más de 200 mil desde el 2006. Y aproximadamente 40 mil han desaparecido. Hasta el pasado agosto, se habían encontrado más de 3 mil fosas clandestinas en todo el país, según reportes.

El presidente no puede ayudarlos

Y desafortunadamente para los casi 130 millones de habitantes en México, el presidente Andrés Manuel López Obrador solo ha demostrado ineptitud en la lucha contra los carteles de la droga y el crimen organizado.

Los homicidios han aumentado bajo su administración y, a principios de este mes, el Cartel de Sinaloa le dio un humillante golpe cuando sometió a los soldados en Culiacán para liberar a Ovidio Guzmán López, el hijo menor del narcotraficante Joaquín "El Chapo" Guzmán, quien está cumpliendo una cadena perpetua en Estados Unidos.

Esa es la realidad de México. Un presidente que no puede luchar contra los carteles que transportan drogas a Estados Unidos, dejando un rastro de cuerpos en el camino.

 Es conmovedor ver a la madres mexicanas buscar y desenterrar tumbas en busca de seres queridos desaparecidos. Ellas solo buscan encontrar consuelo en un país donde la vida no parece valer nada.

Elvia Díaz es columnista del Arizona Republic y editora de lavozarizona.com. Twitter: elviadiaz1

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.lavozarizona.com/story/opinion/2019/11/01/mexico-indiferente-ante-descubrimiento-de-fosa-clandestina-en-sonora/4115018002/