LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Biografía del columnista

Columnas anteriores

Kate del Castillo protagoniza la novela más espectacular del narcotráfico, violencia y corrupción – solo que esta vez su escenario fílmico es todo un país donde cierto segmento de la población no tiene otra opción que recurrir a los criminales para mantener el orden y proveer servicios básicos.

La actriz provocó una tormenta al revelarse que fue el enlace entre El Chapo Guzmán y el actor Sean Penn para realizar una entrevista para la revista Rolling Stone.

Penn publicó su narrativa de cómo se llevó a cabo el encuentro con uno de los hombres más buscados del mundo en una remota montaña, un día después que el jefe del cártel de Sinaloa fuera capturado en Los Mochis. El Chapo, cuyo nombre es Joaquín Guzmán Loera, se había fugado de la cárcel de máxima seguridad hace seis meses, ridiculizando así al gobierno mexicano.

Los actores enfrentan una lluvia de críticas por su osadía de reunirse con el responsable del mayor tráfico de drogas a Estados Unidos y presuntamente de miles de muertes en el país azteca. También pudiesen enfrentar investigaciones gubernamentales aunque hasta este domingo no se sabía que tipo de indagaciones se harían.

¿Cuál es el crimen de los artistas? Penn y Del Castillo no son periodistas pero realizaron el encuentro para publicarse en una revista. ¿Qué hubiese hecho un periodista de cualquier medio importante dada dicha oportunidad? ¿Negarse a la entrevista? Lo dudo mucho. ¿Alertar a los autoridades? Lo dudo aún más.

El artículo se basa precisamente en los detalles de cómo se realizó el contacto y Penn no se muerde la lengua, expresando respeto por las autoridades que luchan contra el narcotráfico y la crueldad del cártel de El Chapo.

Y ¿qué tal Kate del Castillo? La protagonista de famosas telenovelas como La Reina del Sur parece haber llamado la atención del Chapo cuando le imploró a través de la redes sociales que utilizará su fortuna ilícita para ayudar a los pobres y los ancianos quien están totalmente abandonados por las instituciones mexicanas.

Del Castillo no parece hacer otra cosa que darle voz y cara al sentimiento de tantos mexicanos que desgraciadamente prefieren a los traficantes como El Chapo para todo tipo de servicios desde escuelas y clínicas hasta arreglos de plomería que las instituciones gubernamentales. ¿Qué nos indica esa preferencia?

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.lavozarizona.com/story/opinion/2016/01/11/kate-del-castillo-la-malinche-del-narcotrfico-o-la-voz-colectiva-de-los-marginados/78615636/