Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

La detención de Torres es un claro ejemplo de las estrictas medidas del gobierno del presidente Donald Trump en contra de la inmigración ilegal.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

PHOENIX, AZ.– Un jugador de fútbol americano de una escuela secundaria que ha vivido en Estados Unidos desde que era un infante está detenido para su posible deportación a México, lo que provocó que sus compañeros de clase protestaran el lunes afuera del departamento de policía en el sur de Arizona.

Thomas Torres, quien tenía previsto graduarse el 22 de mayo de la secundaria Desert View, está detenido en una instalación federal en Casa Grande, Arizona, según la familia con la que vive. Ahora, esa fecha es la de su comparecencia en una corte migratoria.

Lorena Rodríguez dijo que Torres ha vivido durante años en la casa de su familia, en donde compartía habitación con el hermano de ella, quien también está por graduarse. Sus togas y birretes ya cuelgan del armario de la recámara.

La detención de Torres, que ocurrió poco antes de un preciado ritual social en el único país que recuerda, es un claro ejemplo de las estrictas medidas del gobierno del presidente Donald Trump en contra de la inmigración ilegal.

Rodríguez, quien inició una página de GoFundMe para recaudar fondos para los gastos legales de Torres, dijo que el joven era un bebé cuando sus familiares lo trajeron de México en busca de un futuro mejor. Dijo que los padres del joven regresaron a México hace tiempo, dejándolo solo en Estados Unidos, y que él ha vivido con su familia durante toda la escuela secundaria.

“Personas como Thomas son necesarias en este país”, escribió Rodríguez en GoFundMe. “Es un joven trabajador dispuesto a mejorar su futuro”.

Muestras de apoyo

Torres jugó en el equipo de fútbol americano de Desert View y con frecuencia tenía varios empleos, incluyendo mesero y jardinero, indicaron sus amigos.

Aunque los procesos de deportación de estudiantes de secundaria que han rebasado la mayoría de edad no son inusuales, las muestras de apoyo de sus compañeros si lo parecían. Una buena porción de la población del distrito sur de Tucson, donde se ubica la escuela, está integrada por mexicano-estadounidenses.

Los compañeros de Torres marcharon alrededor de 6,5 kilómetros (4 millas) desde la escuela al departamento de policía para exigir su liberación. También hicieron un llamado a todas las agencias policiales para que no colaboren con las autoridades migratorias.

“Thomas es el sueño americano”, decía una de varias pancartas que portaron los estudiantes durante su protesta a las afueras de la jefatura de policía. Otras tenían leyendas como: “Abolición de la Patrulla Fronteriza” y “sin justicia no hay paz”.

La detención

Torres fue detenido el jueves después de que agentes de la policía le marcaran una parada de tránsito, y fue entregado a la Patrulla Fronteriza, dijo Víctor Mercado, portavoz del distrito unificado de secundarias de Sunnyside.

Meredith Mingledorff, portavoz de la Patrulla Fronteriza, confirmó el lunes que Torres está en custodia federal y enfrenta cargos migratorios después de que el Departamento de Policía del condado Pima contactara a la agencia.

Rodríguez señaló que Torres le dijo a la familia de ella que no pudo presentar una licencia de conducir al momento que fue detenido por la policía. Arizona no emite licencias a las personas que están en el país sin autorización.

Un agente le marcó el alto al vehículo que conducía Torres para revisar que el seguro de la unidad estuviera actualizado, señaló el lunes la jefatura de policía. Una vez que Torres no presentó una licencia de conducir les dijo a las autoridades que estaba ilegalmente en el país, por lo que el agente entró en contacto con la Patrulla Fronteriza, señaló la policía en un comunicado.

No se dio a conocer la información sobre el lugar en el que se realizó la detención de Torres.

En la década de 1990, un juez federal falló que la Patrulla Fronteriza violaba los derechos civiles de los estudiantes y miembros del personal hispanos de una escuela secundaria de El Paso al detenerlos en las instalaciones de la escuela sin causa aparente y con el único fin de averiguar cuál era el estatus de su ciudadanía. La escuela secundaria Bowie se encuentra a tan sólo unos metros de la frontera entre México y Estados Unidos.
 

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.lavozarizona.com/story/noticias/2019/05/07/protestan-deportacion-de-alumno-en-arizona/1129830001/