CLOSE

El presidente Donald Trump promete mantenerse firme en su exigencia de fondos para el muro.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

WASHINGTON, D.C.– La posibilidad de que el cierre parcial del gobierno termine pronto se ve lejana.

A los legisladores de la cámara baja se les ha dicho que no esperen más votaciones esta semana, lo cual prácticamente quiere decir que el cierre se extenderá a una segunda semana y se alargará hasta el próximo año.

Los legisladores están fuera de Washington por las fiestas de fin de año y se les ha notificado que se les avisará con 24 horas de antelación si es que tienen que regresar a votar. Y aunque tanto el Senado como la Cámara de Representantes tenían programadas sesiones breves el jueves por la tarde, se esperaba que pocos senadores o congresistas asistieran.

El presidente Donald Trump promete mantenerse firme en su exigencia de fondos para un muro en la frontera con México. Tras un viaje de 29 horas para visitar a soldados estadounidenses, Trump tuiteó que “necesitamos desesperadamente” un muro fronterizo. El financiamiento del muro ha sido el punto de mayor fricción entre la Casa Blanca y el Congreso desde que Trump asumió la presidencia.

El presidente hizo un llamado a los demócratas en el Congreso a financiar el muro, diciendo que el cierre afecta a sus partidarios. “¿Se darán cuenta los demócratas de que la mayoría de la gente que no están recibiendo sus cheques son demócratas?”, preguntó Trump sin mostrar evidencias.

MÁS: Cierre de gobierno es inminente ante reclamo de Trump

El senador demócrata de Virginia Mark Warner calificó los comentarios de Trump de “indignantes”.

“Los trabajadores federales no van a trabajar vestido de rojo (republicanos) o azul (demócratas). Son servidores públicos. Y el presidente los trata como si fueran fichas de póquer de uno de sus fallidos casinos”, dijo.

Tras un fin de semana y dos días feriados para empleados federales, el miércoles fue el primer día regular de trabajo afectado por el cierre para varios tipos de servicios federales.

La paralización comenzó el sábado, cuando expiró la financiación de nueve dependencias y decenas de agencias federales. Unos 420.000 empleados a los que se considera esenciales trabajan sin goce de sueldo de momento, mientras que 380.000 están cesantes.

Si bien la Casa Blanca y los demócratas del Congreso seguían negociando –y los asesores siguen discutiendo el asunto en Washington–, las negociaciones se atascaron el miércoles, reduciendo la expectativa de un avance.

NOTAS RELACIONADAS:

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.lavozarizona.com/story/noticias/2018/12/28/cierre-de-gobierno/2427052002/