SUBSCRIBE NOW

El 'Thanksgiving' podría catapultar al COVID-19 en Arizona a los niveles de verano

Las hospitalizaciones por COVID-19 en Arizona se mantienen por debajo de los niveles que vio el estado durante el pico de verano, pero las tendencias van en la dirección equivocada

Stephanie Innes
Arizona Republic | La Voz

READ IN ENGLISH

El Día de Acción de Gracias podría devolver los números de hospitalizaciones por COVID-19 en Arizona a los niveles más severos de verano, advierten expertos en salud locales.

Las hospitalizaciones por COVID-19 en Arizona se mantienen por debajo de los niveles que vio el estado durante el pico de verano, pero las tendencias van en la dirección equivocada y los funcionarios médicos se están preparando para lo peor.

Y lo peor podría ocurrir después de que familias y amigos se reúnan en contra de los consejos médicos para las fiestas de Acción de Gracias el 26 de noviembre, lo que podría impulsar aún más el aumento continuo de infecciones por virus, especialmente entre los arizonenses mayores más vulnerables.

El número de casos ha aumentado y la tasa de reproducción del virus en Arizona el martes fue de 1.09 en una escala que dice que algo más de 1.0 significa que COVID-19 se propagará rápidamente.

"Mientras nuestro recuento de casos continúe aumentando, en última instancia, también veremos un aumento en las hospitalizaciones", dijo el Dr. Michael White, director médico de Valleywise Health en Phoenix. "Para ser honesto, creo que estamos en las primeras etapas de esto”.

NOTA RELACIONADA:Arizona informa sobre 3,200 nuevos casos de COVID-19, 53 nuevas muertes

Debido al aumento de la actividad de COVID-19, Mayo Clinic en Arizona planea cerrar su hospital de Phoenix a los visitantes el 23 de noviembre, restableciendo una política que estaba vigente durante el aumento repentino del verano, cuando Arizona tuvo uno de los peores brotes en el país.

"En este momento, no planeamos cancelar o diferir los procedimientos programados, pero estamos siendo conservadores al programar nuevos procedimientos para acomodar las hospitalizaciones anticipadas relacionadas con COVID", escribió el portavoz de Mayo Clinic, Jim McVeigh, en un correo electrónico.

Banner Health, con sede en Phoenix, anunció el martes que restablecería una política de no visitantes en todas las ubicaciones de Banner - University Medicine en Tucson, a partir de las 6 p.m. del miércoles.

"Entendemos que esto será un desafío, pero estamos comprometidos a tomar las precauciones necesarias para proteger a nuestros pacientes, trabajadores de la salud y la comunidad", dice un comunicado de la compañía.

El Día de Acción de Gracias en Canadá sirve como advertencia

El número de pacientes hospitalizados en todo el estado por casos conocidos o presuntos de COVID-19 en Arizona fue de 1,624 el lunes, el número más alto informado desde el 8 de agosto.

En el pico del aumento repentino de Arizona en julio, el número de pacientes hospitalizados que se sospecha o se confirma que tienen el virus superó los 3,000.

Lo que ha ayudado a mantener las hospitalizaciones por debajo del pico de verano de COVID-19 de Arizona hasta ahora es el hecho de que las personas de 20 a 44 años han representado casi la mitad de los casos nuevos. Ese es un grupo de edad con menos probabilidades de tener afecciones de salud subyacentes y también menos probabilidades de ser hospitalizado por complicaciones de la infección.

Enfermeras del Valleywise Health Medical Center trabajan con un paciente infectado de COVID-19.

Pero ese grupo demográfico más joven podría terminar transmitiendo el virus a poblaciones más vulnerables, particularmente cuando las familias se reúnen durante las vacaciones.

"Canadá tuvo su Día de Acción de Gracias en octubre. Vieron un aumento bastante dramático en su positividad después del Día de Acción de Gracias", dijo White. "Nos preocupa que podamos ver eso también en Estados Unidos. Tenemos que estar muy atentos al acercarnos a estas fiestas de cómo y si nos vamos a reunir para celebrar”.

Hasta el lunes, Valleywise Health Medical Center en el centro de Phoenix tenía 35 pacientes hospitalizados por COVID-19. El 26 de agosto tenía 10. En su apogeo el 9 de julio, el hospital tenía 88.

Mientras la tasa de reproducción del virus en Arizona siga siendo superior a 1.0, la propagación comunitaria continuará y los casos seguirán aumentando, dijo White.

"Si nos fijamos en dónde estamos hoy, hemos estado aumentando lentamente durante las últimas dos semanas. Estamos en cifras que probablemente tuvimos en los primeros 10 o 12 días de junio", dijo White. "Cualquier intervención que podamos hacer nos ayudará a no alcanzar los picos que vimos a principios de julio y agosto.

MAS:Aquí hay 5 razones por las que COVID-19 está aumentando nuevamente en Arizona

Otros hospitales de todo el estado están experimentando aumentos similares. La Clínica Mayo en Arizona dice que su censo de pacientes hospitalizados de COVID-19 "aumentó drásticamente" esta semana, y en este momento refleja aproximadamente la mitad de los niveles durante el pico del verano.

El modelo predictivo de Mayo Clinic sugiere la posibilidad de que se vuelvan a producir cifras cercanas al pico en las próximas dos o tres semanas, escribió McVeigh.

"Estamos muy preocupados por el Día de Acción de Gracias", dijo la Dra. Marjorie Bessel, directora clínica de Banner Health, que es el sistema de prestación de atención médica más grande de Arizona. "Es un feriado estadounidense tan arraigado y es el tipo exacto de actividad que durante esta parte particular de la pandemia realmente podría acelerar la curva de lo que está sucediendo”.

Banner Health se prepara para un 'aumento significativo'

Varios factores están impulsando el último repunte en Arizona, incluido un grado de lo que algunas personas llaman "fatiga pandémica": un cansancio por usar máscaras, quedarse en casa y evitar a la gente.

Mucha más gente usa máscaras, pero al mismo tiempo, Bessel tiene la sensación general de que más personas han comenzado a bajar la guardia en pequeñas reuniones, ya sean familiares, amigos cercanos o ambos.

"El virus no es discriminatorio", dijo Bessel. "Puede que sean parientes consanguíneos tuyos. Los quieres. Puedes confiar en ellos. Pero eso no significa que el virus no vaya a intentar infectarlos y, por lo tanto, también te infectará a ti. Tenemos que estar realmente alerta. . "

El pronóstico de Banner Health muestra que Arizona entrará en un "aumento significativo" en las próximas semanas, dijo Bessel.

MAS:¿Viajas en Día de Acción de Gracias a pesar de la COVID? Mira estos consejos

"Será una tensión realmente significativa en el sistema de atención médica, por lo que seguimos pidiendo a la gente que participe en la reducción de la propagación de la enfermedad COVID, que también reducirá la propagación de otras enfermedades respiratorias", dijo.

Arizona reportó casi 3,000 nuevos casos de COVID-19 y 10 nuevas muertes conocidas el martes, lo que le da al estado un recuento total de 279,896 casos conocidos, según el informe diario del Departamento de Servicios de Salud de Arizona.

El 29 de octubre, el gobernador Doug Ducey reconoció que "nos espera una tormenta", pero no anunció nuevas medidas preventivas, en lugar de apuntar a estrategias existentes, como los límites de capacidad de los restaurantes. Sostuvo que el estado ya había "aprendido qué funciona para combatir este virus".

Arizona no tiene requisitos de viaje para los visitantes que viajan al estado. El estado tampoco tiene un mandato de máscara a nivel estatal, aunque tanto la alcaldesa de Phoenix Kate Gallego como la superintendente de escuelas de Arizona, Kathy Hoffman, han pedido una. Arizona permite que las jurisdicciones individuales tengan sus propios requisitos de máscara.

Consejo de Acción de Gracias: estás más seguro en casa

Bessel dijo que se espera que la combinación de COVID-19, enfermedades respiratorias invernales regulares y los visitantes de invierno generen un aumento mayor que el que experimentó el sistema en el verano en Arizona.

"Continuamos analizando eso literalmente a diario para asegurarnos de que estamos ajustando y pronosticando las necesidades", dijo.

Uno de los modelos que Banner utiliza como herramienta para pronosticar las necesidades del sistema es el Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington, que hasta el martes estimaba que el número de muertos por COVID-19 en Arizona alcanzaría 16,826 vidas perdidas para el 1 de marzo bajo la actual condiciones.

Banner Health emitió esta semana un aviso instando a las personas a evaluar el nivel de riesgo de sus planes de Acción de Gracias y considerar alternativas más seguras para aquellas actividades que presentan un mayor riesgo de contraer o propagar el virus.

"Considere usar la tecnología para conectarse con su familia extendida y amigos. Instale su computadora, tableta o teléfono en la mesa y compartan una comida juntos como si estuvieran allí en persona", dice el aviso.

"Asistir a una pequeña cena al aire libre también es una opción. Tenga en cuenta que el riesgo de contraer o propagar COVID-19 es mayor cuando interactúa con otras personas fuera de su hogar".

Traducción: Javier Arce