CLOSE
Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

El nuevo alguacil quiere alejarse de los focos mediáticos que tanto gustaban a su predecesor por lo que optó por no hablar a la prensa ni hacer ningún tipo de declaración tras su juramentación

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

PHOENIX, Arizona -- El sargento retirado Paul Penzone tomó el miércoles oficialmente las riendas de la Oficina del Alguacil del Condado de Maricopa y puso así fin a más de dos décadas de mandato del temido Joe Arpaio, que se convirtió en uno de los símbolos nacionales de la lucha contra la inmigración indocumentada.

Penzone está consciente del reto que enfrenta para cambiar la mala imagen del cuerpo que ahora dirige entre la comunidad latina y quiere alejarse además de los focos mediáticos que tanto gustaban a su predecesor, centro de críticas, múltiples demandas y acusaciones de violaciones a los derechos civiles.

Por eso, optó hoy por no hablar a la prensa ni hacer ningún tipo de declaración tras, acompañado de su familia, tomar juramento en el Auditorio de la Junta de Supervisores del Condado de Maricopa, repleto de gente que quería ser testigo de un momento que muchos esperaban en la región desde hacía años.

Sin embargo, tras comenzar a ejercer el cargo a inicios de este mes, fue rotundo al asegurar en un comunicado que respetará los derechos de los ciudadanos del más populoso condado de Arizona.

"Ahora es el momento de cumplir lo que prometimos: la aplicación de la ley profesional que respeta los derechos de las personas y vamos a trabajar incansablemente para mantener a los residentes seguros. Somos una oficina para toda la gente", señaló.

Y el desafío que enfrenta no será fácil, pues sus agentes están acostumbrados a otra forma de actuar muy alejada de la que de inicio él parece que quiere implantar.

Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

Además, después de 24 años de "reinado" de Arpaio, las expectativas por parte de la comunidad latina son altas, que coincide en que Penzone debe de acabar con las prácticas que vulneraron los derechos de inmigrantes, tal y como quedó probado en el juicio que perdió por perfil racial contra hispanos.

La activista Lydia Guzmán, una ferrea luchadora contra las políticas de Arpaio, dijo a Efe que es optimista con Penzone a la cabeza de MCSO, ya que siempre se rodeó de diferentes líderes hispanos que cuentan con "buena reputación".

"Primeramente la salida de Arpaio nos da un alivio grandísimo. Tenemos la esperanza que las cosas cambien, aunque todavía queda dentro de la dependencia esa cultura de racismo, esperemos que limpie esa imagen, porque la comunidad necesita restablecer esa relación con la agencia", comentó.

Fue clara al reiterar que el reto más grande de Penzone será restablecer la relación con los hispanos.

"Y cuidado, porque aunque cortaron la cabeza de la serpiente, todavía queda todo lo demás dentro, vamos a estar muy al pendiente y monitoreándolo", en referencia a que varios de los altos mandos de Arpaio también fueron acusados de perfil racial.

Abril Gallardo, quien encabezó el movimiento Bazta Arpaio, y quien ahora se desempeña como organizadora de Lucha, indicó a Efe que celebran la salida del republicano, pero aseguró que estarán muy pendientes de las nuevas políticas del actual alguacil y su equipo.

"Sabemos que Arpaio construyó durante años una cultura de racismo y discriminación, esperamos que Penzone empiece actuar con políticas directas para cambiar estas prácticas, como la colaboración de los policías con ICE (Oficina de Inmigración y Aduanas), así como sus abusos en las cárceles", destacó.

Y advirtió que estarán en "guardia" para "defender a la comunidad de políticas racistas", pues, tal y como consideró Carlos García, director del grupo Puente, la cultura y el odio que ha creado Arpaio están enraizados en las políticas de la dependencia.

"La pregunta es si realmente hay un nuevo sheriff, porque si continúan estas políticas seguirá Arpaio dominando", consideró García sobre Penzone, que en la tarde de este miércoles repetirá el juramento en el Heath Museum.

Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

La comunidad latina quiere remarcar al nuevo alguacil que ellos contribuyeron activamente en su victoria en las elecciones de noviembre pasado, en una contienda que alcanzó tal repercusión que el billonario George Soros donó más de dos millones de dólares para lograr la derrota de Arpaio tras seis victorias consecutivas.

Penzone, de 49 años, tiene una vasta experiencia en el Departamento de Policía de Phoenix, en la que ejerció de patrullero y policía encubierto, aunque también trabajó en el área administrativa y fue director del programa de Testigo Silencioso.

Oriundo de Trenton, en Nueva Jersey, el nuevo alguacil se mudó a Arizona a finales de la década de 1970, donde laboró en el Departamento de Policía de Phoenix por 21 años. Además, fue vicepresidente de Childhelp, una organización sin fines de lucro para la prevención del abuso de menores.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.lavozarizona.com/story/inicio/2017/01/05/penzone-juramenta-como-nuevo-sheriff-y-pone-fin-la-era-arpaio/96201156/