LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

México, (EFE).- México consideró "inaceptable" el uso de fuerza letal contra el mexicano Jesús Flores Cruz, tiroteado el pasado día 18 por un agente de la Patrulla Fronteriza de EE.UU. al que la víctima presuntamente atacó a pedradas.

En un comunicado de la embajada de México en Washington al que tuvo acceso Efe, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) condenó el hecho y pidió "que se deslinden responsabilidades como corresponde" en relación con la muerte, la vigesimoprimera desde 2010 a la fecha.

El comunicado expresa la "profunda preocupación" de México con una nueva muerte y solicita una "investigación exhaustiva" sobre lo ocurrido el pasado martes.

La nota de condena trascendió, un día después de que los presidentes de México y EE.UU., Enrique Peña Nieto y Barack Obama, se reunieran para discutir asuntos de la agenda bilateral en Toluca, centro de México.

La cita, que coincidió con la celebración de la cumbre de América del Norte, abordó diversos temas, pero el migratorio fue el gran ausente.

El incidente ocurrió cerca de la garita de Otay Mesa, en el estado de Baja California, en una zona vecina a la ciudad mexicana de Tijuana.

Al parecer, Flores agredió con piedras a un agente fronterizo estadounidense, quien le disparó con su arma.

México dijo que "tiene presentes las distintas recomendaciones sobre el uso de la fuerza letal de agentes de la Patrulla Fronteriza" y urgió a que "se adopten lo más pronto posible" para evitar más muertes.

"Sólo bajo este ánimo de cooperación entre ambos Gobiernos podremos continuar construyendo una frontera común como una zona de prosperidad y desarrollo", concluye la nota.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN