El Partido Verde de Jill Stein notificó que solicitará un recuento en Michigan, luego de que su organismo solicitó recuentos en Wisconsin y Pennsylvania

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

WASHINGTON.- Casi tres semanas después de las elecciones, las autoridades de Michigan certificaron el lunes que Donald Trump ganó el estado por 10.704 votos de los casi 4,8 sufragios registrados, para quedarse con los 16 votos electorales. Sin embargo, habrá más discusiones sobre el conteo final de votos en esta controvertida campaña.

El Partido Verde de Jill Stein notificó que solicitará un recuento en Michigan, luego de que su organismo solicitó recuentos en Wisconsin y Pennsylvania, en donde Trump ganó por márgenes un poco más amplios.

En caso de que se ratifiquen los resultados a favor de Trump en los tres estados, tal y como se prevé, el presidente electo habrá finalizado con 306 votos electorales por 232 de la demócrata Hillary Clinton. Se requieren 270 para obtener la presidencia.

Únicamente en caso de que se reviertan los resultados en los tres estados, Clinton podría ser nombrada presidenta y eso es algo altamente improbable.

Si existe un consuelo para Clinton — y posiblemente no sea mucho — es que está al frente en el voto popular. Conforme se finaliza el conteo, tiene una ventaja de más de 2 millones de sufragios, alrededor del 1,5% de lo contabilizado hasta el momento.

Trump, en una serie de tuits publicados durante el fin de semana sobre los esfuerzos para hacer recuentos en la región centro norte, dijo que el Partido Verde lleva a cabo “estafa para llenar sus arcas” y que “los derrotados y desmoralizados demócratas” se le estaban uniendo.

Para crear mayor polémica postelectoral, Trump realizó sus propias acusaciones sin fundamento de un extenso fraude electoral en Virginia, New Hampshire y California, al afirmar sin evidencias que habría ganado el voto popular si millones de personas no hubieran votado de manera ilegal.

Stein, quien obtuvo 1,4 millones de votos a nivel nacional, o alrededor del 1% de lo contabilizado, reafirmó su determinación para realizar los recuentos al asegurar que “los estadounidenses merecen un sistema electoral en el que podamos confiar”. Hasta el lunes, informó que había recaudado 6,2 millones de dólares para financiar los recuentos, según su sitio web de campaña.

“Luego de una elección presidencial manchada por el uso de máquinas obsoletas y poco confiables, así como de acusaciones de irregularidades y hackeos, personas de todas las posturas políticas piden que se pueda confiar en nuestros resultados electorales”, señaló por medio de un comunicado.

No existe evidencia de que se hayan hackeado los resultados electorales o de que se hayan alterado las máquinas de votación electrónica.

La campaña de Clinton, que se negó a solicitar los recuentos por su cuenta, indicó durante el fin de semana que participaría en los recuentos solicitados por Stein “para garantizar que el proceso se lleva a cabo de una manera que sea justa para todos”, en palabras de su abogado de campaña, Marc Elias.

La campaña de Stein informó que se realizará la petición formal de un recuento en Michigan el miércoles, y a partir de ese momento Trump contará con siete días para presentar sus objeciones. El margen de victoria de Trump en la entidad fue de 0,22% del total.

La presidenta del Partido Republicano en Michigan, Ronna Romney McDaniel, dijo que el recuento sería “una pérdida de tiempo y faltarle al respeto a todos los votantes de Michigan”.

Chris Thomas, director de la Oficina Electoral de Michigan, dijo que el recuento podría comenzar incluso el viernes, para cumplir con el plazo establecido del 13 de diciembre. Bajo la política estatal, los recuentos se realizan a mano.

Dijo que las autoridades electorales han escuchado suficiente este año sobre “un supuesto fraude sin fundamentar los hechos” y que si el recuento despeja cualquier duda, sería “algo positivo”.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/noticias/2016/11/28/michigan-triunfo-trump/94569392/