La demanda fue presentada por líderes demócratas para asegurarse que lo sucedido el 22 de marzo en Arizona no pasará en la Elección General del 8 de noviembre.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Los aspirantes presidenciales demócratas Hillary Clinton y Bernie Sanders respaldan la demanda contra las autoridades electorales de Arizona, que cita irregularidades electorales y la marginación de votantes en el estado.

Entre los demandantes están la congresista Ann Kirkpatrick, quien intenta reemplazar al senador republicano John McCain, el Comité Nacional Demócrata (DNC) y el Partido Demócrata de Arizona.

“La demanda es una respuesta a las decisiones que causaron filas extremadamente largas y que innecesariamente privaron a los votantes, especialmente los votantes de minorías, de ejercer su derecho durante la elección primaria presidencial estatal del 22 de marzo”, detalló en un comunicado el DNC.

Esta demanda, la cual fue presentada el viernes, significa que el desastre electoral que sucedió en el Condado de Maricopa no sólo ha indignado y frustrado a líderes comunitarios locales, políticos republicanos y demócratas, y miles de arizonenses, sino que altos funcionarios políticos creen tener fundamentos para demostrar que el voto de muchos fue violentado en Arizona.

Un día después de las elecciones, el Gobernador Republicano Doug Ducey de Arizona calificó como "inaceptable" lo que pasó en las casillas, y el alcalde Greg Stanton de Phoenix envió una carta a la Fiscal General Loretta Lynch del Departamento de Justicia de Estados Unidos argumentado que las comunidades minoritarias de Phoenix fueron desproporcionadamente impactadas por el “fiasco” del 22 de marzo.

Nota relacionada: Reina la tensión y enojo en audiencia sobre elecciones primarias

El 1ro de abril, el Departamento de Justicia anunció que investigará si se violaron los derechos civiles de los votantes.

Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

En un comunicado, el DNC detalló que la demanda será presentada en la corte federal del distrito de Arizona el viernes 15 de abril, y que las demandadas serán, entre otros, Michele Reagan, secretaria de estado de Arizona, y Helen Purcell, directora del registro del Condado de Maricopa.

En respuesta, Matt Roberts, vocero de Reagan, dijo en una declaración: “Al igual que la investigación del Departamento de Justicia, la Secretaria le da la bienvenida a cualquier investigación”.

Elizabeth Bartholomew, vocera de Purcell, declinó comentar al respecto ya que aún no se ha presentado la demanda.

Según el DNC, la demanda fue presentada para garantizar que los derechos constitucionales de los votantes no están siendo violados en Arizona y asegurarse que lo sucedido no se repita en la Elección General del 8 de noviembre.

CLOSE

Helen Purcell toma responsabilidad por largas filas en casillas

“La demanda cita la drástica decisión de reducir el número de ubicaciones de votación, forzando a miles de votantes a esperar en largas filas por hasta cinco horas, así como el arbitrario rechazo del estado a las boletas provisionales a un nivel alarmante, especialmente el de los votantes hispanos”, comunicó el DNC.

El 30 de marzo, la Junta de Supervisores del Condado de Maricopa ofició los resultados de las elecciones primarias. En ellos se detalla que el condado recibió más de 24 mil 630 boletas provisiones, de las cuales sólo 4 mil 631 fueron validadas.

La campaña de Bernie Sanders expresó en ese entonces que le preocupaba que alrededor de 20 mil boletas provisionales no habían sido aprobadas, y pidió por una investigación más cercana. Sin embargo la Junta del condado prosiguió a oficiar los resultados sin mayor escrutinio.

“Nos preocupa que la Junta ha aceptado la palabra de los mismos administradores que administraron la catástrofe (del 22 de marzo)”, dijo Chris Sautter, abogado con la campaña de Sanders, luego de esa junta del 30 de marzo. “Es claro que la gente pobre, las minorías y los demócratas fueron desproporcionadamente impactados. Y cuando no se reconoce esto, no se está tomando responsabilidad y no lo van a arreglar”.

En una declaración sobre la demanda conjunta de líderes demócratas, la congresista Kirkaptrick dijo, “A los ciudadanos Arizonenses se les negó su derecho constitucional de votar porque aquellos que dirigen el sistema no estaban preparados, y esto no puede volver a pasar. La acción de hoy se trata de representar a cada votante de Arizona que tuvo que hacer fila por demasiado tiempo, o que fue forzado a irse a casa sin ejercer su voto".

Además, la demanda del DNC argumenta que los votantes de minorías serán marginalizados por la reciente ley de recoleta de boletas electorales que se aprobó en Arizona, según el comunicado.

En una declaración, Alexis Tameron, presidenta del Partido Demócrata de Arizona, dijo:

“El Partido Demócrata de Arizona permanece comprometido a asegurarse que los votantes de Arizona elegibles para votar pueden registrarse para votar, emitir su voto y tener la seguridad que su voto va a contar. Si esto requiere acciones legales para que aquellos que están a cargo rindan cuentas, que así lo sea”.

Contacte a la reportera: laura.gomez@lavozarizona.com

Twitter: @Laura_GomezRod

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/noticias/2016/04/14/clinton-kirkpatrick-dnc-demanda-arizona-elecciones/83042172/