LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) abrió una investigación de oficio por las revisiones físicas que realizaron policías a los niños que ingresaron al Zócalo capitalino el pasado 15 de septiembre.

El segundo visitador general de la CNDH, Marat Paredes, informó que el organismo solicitará a la Policía Federal un informe sobre lo sucedido, a fin de averiguar si se vulneraron los derechos humanos de los menores.

"Vamos a verificar que existan protocolos, y que estos protocolos, en su caso, hayan sido aplicados. Si no fueron aplicados, pues tomar las acciones correspondientes para efecto de que los derechos sean respetados", explicó en entrevista.

La Policía Federal, indicó, tiene un plazo de 15 días para proporcionar la información.

El organismo, abundó, analizará el contenido de los protocolos o, en dado caso, investigará a quien haya dado la orden de revisar a los niños.

El funcionario detalló que entre la evidencia a revisar está si los policías informaron a los padres de familia, así como a los niños, sobre los motivos y alcances del operativo de seguridad.

Lo anterior, dijo, para asegurarse de que la revisión física se haya hecho bajo consentimiento.

Sin pronunciarse sobre si los elementos de la Policía Federal violaron los derechos de la infancia, Paredes insistió en que, con base en la información recabada en el expediente, la CNDH emitirá un posicionamiento sobre lo ocurrido.

"Con toda la evidencia que tengamos, con todo lo que recopilemos, vamos a analizar esta situación a la luz de las herramientas propias de la violación a los derechos humanos", refirió.

Aclaró que no recibieron quejas directas de los afectados, pero sí atendieron llamadas telefónicas alertando sobre los hechos, además de recibir imágenes.

El pasado 15 de septiembre, niñas y niños que llegaron acompañados de sus familiares al Centro Histórico para presenciar el Grito de Independencia fueron revisados en sus ropas por integrantes de la Policía Federal.

Según Monte Alejandro Rubido, Comisionado Nacional de Seguridad, las revisiones se realizaron para preservar la seguridad de los asistentes, conforme a los procedimientos de operación de la corporación.

"Si ustedes ven, hubo un gran cuidado. No hubo ninguna acción que violentase la revisión, eso es importante. Todo se dio (conforme) a los procedimientos de operación con los que se tiene que actuar, así se actuó, de manera acomedida, de manera diligente", argumentó.

"Fueron órdenes que recibimos (la revisión de niños). Desgraciadamente, mucha gente ocupa a los menores para pasar objetos que están de por sí prohibidos", dijo uno de los oficiales, quien prefirió omitir su nombre.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/mexico/2014/09/18/cndh/15838085/