LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

México, DF.- Un megaaeropuerto para Ciudad de México y la ampliación de un programa estatal de asistencia social fueron las promesas lanzadas por el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, al presentar su segundo informe de gestión (2012-2018), a menos de un año de la renovación del Congreso en las urnas.

Durante un acto solemne celebrado en el Palacio Nacional entre grandes fastos, Peña Nieto ofreció al país un mensaje que se prolongó por más de una hora y media para detallar los alcances del informe entregado el lunes por el Ejecutivo al Congreso y para realizar varios anuncios importantes.

El principal fue el de la construcción en la capital de un aeropuerto cuatro veces mayor que el actual y en una zona aledaña a este último, un proyecto que según dijo ya "está listo" y que contará con seis pistas para atender a 120 millones de pasajeros al año.

Peña Nieto, cuyo Gobierno ofrecerá más detalles sobre el plan el miércoles, aseguró que será "el mayor proyecto en infraestructura de los últimos años" en México y "uno de los más grandes del mundo".

La obra contrarrestará los retrasos para los usuarios del actual aeropuerto, con una capacidad de 32 millones de pasajeros, y la limitación de conectividad del país y hacia fuera.

En 2007, el aeropuerto capitalino fue remodelado y ampliado con una segunda terminal después del fracaso de un proyecto para construir otro en la localidad de San Salvador Atenco, cerca de Ciudad de México, a causa de graves protestas sociales.

Además de políticos y empresarios mexicanos, entre los invitados extranjeros al acto en el Palacio Nacional estuvo la ministra de Fomento de España, Ana Pastor, que horas antes se había reunido con empresarios de su país con intereses en México para ofrecer apoyo institucional a sus inversiones en infraestructura.

Fuentes cercanas a Pastor, que hoy mismo se reunirá con el secretario mexicano de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, indicaron a Efe que la ministra conversó con los empresarios precisamente sobre la ampliación del aeropuerto mexicano y la experiencia que las compañías españolas pueden aportar en el proceso.

El segundo gran anuncio de Peña Nieto este martes fue la transformación del programa social Oportunidades en otro denominado Prospera, con la meta de lograr mejores resultados en la reducción de la pobreza, que afecta a 53 millones de mexicanos.

Oportunidades beneficia actualmente a 6,1 millones de familias, casi 255.000 más que al inicio de este sexenio y este año contará con más 73.000 millones de pesos (unos 5.577 millones de dólares).

Sin embargo, "la proporción de mexicanos en pobreza es prácticamente la misma desde hace casi tres décadas", explicó Peña Nieto, en una de las pocas frases de su discurso en la que se asomó la autocrítica.

Prospera mantendrá a los beneficiarios de Oportunidades, pero les ofrecerá además becas universitarias, prioridad en el sistema nacional de empleo, acceso a la educación financiera, al ahorro, a los seguros, al crédito y a programas productivos.

El acto, seguido desde primera fila por la primera dama mexicana, Angélica Rivera, se produce a menos de un año de la celebración de las elecciones intermedias para renovar el Congreso mexicano, en las que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) de Peña Nieto espera mantener la mayoría en el Legislativo.

Esa mayoría ayudó al Gobierno a aprobar en menos de dos años de gestión hasta once reformas estructurales que este martes ocuparon también un lugar preponderante en el mensaje presidencial en un Palacio Nacional colmado de personalidades, como Carlos Slim, uno de los hombres más ricos del mundo.

Sobre la principal de ellas, la que abrirá el negocio del petróleo y el gas a la iniciativa privada setenta años después de su nacionalización, el mandatario dijo hoy que las licitaciones públicas que trae aparejadas deberán ser transparentes para lograr que efectivamente haya un "antes y un después" de esa reforma.

Las otras reformas han sido en materia tributaria, de telecomunicaciones, financiera, laboral, político-electoral y de competencia, entre otras.

Algunos analistas consideran que la aprobación de las leyes que permitieron esos cambios ha sido demasiado rápida y sus resultados no se notarán a corto plazo.

Sobre este punto coincidió hoy Peña Nieto, que pidió a los ciudadanos "un cambio de actitud, de mentalidad y cultural" para permitir que estas cosechen resultados.

"Nos comprometimos a mover a México y México se está moviendo. México está en movimiento", concluyó el gobernante, optimista después de recordar que México fue el país con mayor crecimiento económico en el segundo trimestre de 2014 (1,04 % respecto al trimestre anterior) entre los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/mexico/2014/09/02/megaaeropuerto-plan-social-promesas-epn/14992857/