De pasar, la ley reduciría para 2027 a la mitad el número de inmigrantes legales que llegan a Estados Unidos cada año, según cuatro personas familiarizadas con el asunto.

5 LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

 

CIUDAD DE MÉXICO -- El Presidente estadounidense, Donald Trump, y su equipo trabajan silenciosamente con dos senadores conservadores para reducir drásticamente la inmigración legal, reporta el portal Politico.com.

De materializarse, la medida cumpliría con una de las mayores promesas de campaña del Presidente.

Según el reporte, Trump respaldará un proyecto de ley que le presentarán a finales del verano los senadores republicanos Tom Cotton, de Arkansas, y David Perdue, de Georgia.

De pasar, la ley reduciría para 2027 a la mitad el número de inmigrantes legales que llegan a Estados Unidos cada año, según cuatro personas familiarizadas con el asunto.

Actualmente, alrededor de 1 millón de inmigrantes legales ingresan al país cada año. Ese número caería entonces a 500 mil durante la próxima década.

NOTA RELACIONADA: Trump dice que el país no está preparado para aprobar una reforma migratoria

Los senadores trabajan en estrecha colaboración con Stephen Miller, un alto funcionario de la Casa Blanca conocido por su postura dura respecto a la inmigración.

El tema es también una prioridad para Steve Bannon, el principal estratega del Presidente.

Trump ya elogió el proyecto de ley

El proyecto de ley es una versión revisada y ampliada de una legislación que revelaron ambos senadores en febrero conocida como la Ley RAISE.

Los senadores discutieron en marzo su proyecto con Trump, y el Presidente lo elogió en su momento.

Aunque legisladores de ambos partidos mayoritarios han al menos abogado por la necesidad de hacer algo sobre la inmigración ilegal, reducir la migración legal es un tema mucho más controvertido, inclusive entre los republicanos.

No se sabe cómo la Casa Blanca podría lograr que pasara una ley tan contenciosa, dado que el Congreso, de mayoría republicana, está atascado desde hace meses en su intento por revocar el Obamacare y aún no inicia a discutir seriamente la reforma tributaria o un paquete para infraestructura, otras dos de las prioridades del Partido Republicano.

MÁS: EU da mayoría de permisos de residencia a personas que ya vivían en el país

El Congreso también debe aprobar un presupuesto ese otoño para evitar un cierre de Gobierno y elevar el techo de deuda.

"El senador Cotton sabe que ser más deliberado sobre quiénes ingresan al país aumentará los salarios de la clase obrera, por lo que sería una abrumadora victoria para los estadounidenses que lo apoyen. Él y el senador Perdue trabajan con el Presidente Trump para arreglar nuestro sistema migratorio de modo que, en lugar de afectar a los trabajadores estadounidenses, los apoye y a sus medios de subsistencia", indicó Caroline Rabbitt, una portavoz de Cotton.

El comienzo de una dura batalla

Es probable que la reintroducción del proyecto de ley marque el comienzo de una importante batalla dentro del Partido Republicano entre los que apoyan una posición de mano dura respecto a la inmigración, ahora liderados por Cotton, y los que tienen una visión más moderada.

Los legisladores como Cotton, quien heredó la línea dura del ex jefe de Miller, Jeff Sessions, ahora fiscal general, argumentan que los inmigrantes poco calificados disminuyen las oportunidades laborales y los salarios de los trabajadores estadounidenses en la parte más baja de la escala de ingresos.

MÁS: Restricciones migratorias: Abogados listos para la batalla

Los que defienden una línea moderada, como John McCain y Lindsey Graham, creen que la economía en general se beneficia de la actual disponibilidad inmediata de una mano de obra barata, proveída por los inmigrantes.

La última vez que los republicanos intentaron seriamente frenar la inmigración legal fue hace más de dos décadas, en 1996, cuando un Congreso de mayoría republicana encabezado por Newt Gingrish presionó al Presidente Bill Clinton para que incluyera en su reforma migratoria una disposición para reducir la inmigración legal.

Sin embargo, esa disposición fue finalmente eliminada del proyecto de ley, luego de que Clinton se enfrentara a la oposición de algunos de los principales líderes empresariales del país.

Un giro drástico al sistema migratorio

La legislación Cotton-Perdue implicaría un giro drástico del actual sistema migratorio, que favorece a aquellos con familiares que ya residen en Estados Unidos, hacia un sistema basado en méritos.

 

Ese nuevo sistema incrementaría, por ejemplo, el número de residencias permanentes que se conceden sobre la base del mérito a los inmigrantes de una serie de categorías, entre ellos profesores e investigadores destacados, o con una capacidad extraordinaria en un campo particular.

Aquellos admitidos a Estados Unidos sobre la base de su mérito han representado menos del 10 por ciento del total de los admitidos durante los últimos 15 años, según datos del Instituto de Política Económica y el Anuario de Inmigración del Departamento de Seguridad Nacional.

Miller también trabaja con el representante republicano Bob Goodlatte para imponer límites a las ciudades santuario, y ha convocado a reuniones en la Casa Blanca para limitar el número de refugiados que recibe el país.

Un alto funcionario de la Casa Blanca describió esos esfuerzos como parte de una reorganización más amplia del sistema de inmigración.

El funcionario dijo que la Casa Blanca en particular quiere limitar el acceso a la ciudadanía y a los programas de bienestar social a aquellos inmigrantes legales que paguen impuestos y tengan los salarios más altos.

"Para ser elegible para la ciudadanía, se tendrá que demostrar que se es autosuficiente y que no recibes ayudas sociales", indicó el funcionario.

"Vamos a reducir sustancialmente la inmigración poco calificada, lo cual protegerá a los trabajadores estadounidenses y a los propios inmigrantes", añadió.

5 LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/inicio/2017/07/13/alistan-ley-para-reducir-la-inmigracion-legal-estados-unidos/477387001/