Gozan del derecho constitucional de portar armas, pero legalmente no pueden poseerlas debido a otra ley, sentenció un tribunal federal de apelaciones

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

MADISON, Wisconsin— Las personas que viven en Estados Unidos sin autorización gozan del derecho constitucional de portar armas, pero legalmente no pueden poseerlas debido a otra ley, sentenció un tribunal federal de apelaciones.

El panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones del 7 Circuito falló el jueves en un caso del mexicano Mariano Meza Rodríguez. Su familia lo llevó a Estados Unidos sin autorización cuando tenía unos cuatro o cinco años, de acuerdo con el fallo del tribunal. Ya adulto, Meza Rodríguez fue arrestado en 2003 después de una disputa en un bar de Milwaukee. La policía encontró una bala calibre .22 en un bolsillo de su pantalón corto.

La ley federal prohíbe que la gente que resida en el país sin autorización posea armas de fuego o municiones. Meza Rodríguez argumentó que las acusaciones deberían descartarse porque esa ley infringe la Segunda Enmienda constitucional que da el derecho de portar armas.

El juez de distrito Rudolph Randa rechazó ese argumento, bajo la justificación de que la Segunda Enmienda no se aplica a las personas que viven sin permiso en el país. Al final, Meza Rodríguez fue condenado por el delito y fue deportado a México.

Sin embargo, el panel del 7 Circuito falló unánimemente el jueves que el término "el pueblo" mencionado en la Segunda Enmienda garantiza el derecho de que de cualquier persona a poseer y portar armas, por lo que también aplica para quienes viven en el país sin permiso.

El fallo, que aplica en Illinois, Indiana y Wisconsin, entra en conflicto con las opiniones en años recientes de otros tres tribunales federales de apelación que hallaron que la Segunda Enmienda no aplica a las personas sin autorización de residir en el país.

"No vemos forma basada en principios de moldear la Segunda Enmienda y decir que las personas sin autorización (o quizá todos los que no son ciudadanos) quedan excluidas", escribió la jueza principal, Diane Wood.

No obstante, el panel ratificó la condena de Meza Rodríguez al argumentar que sigue válida la prohibición federal de que la gente sin autorización de residir en el país posea armas. Wood escribió que el derecho a portar armas no es ilimitado y que el gobierno tiene un fuerte interés en evitar que las personas que ya violaron la ley al entrar al país sin autorización porten armas.

El abogado de Meza Rodríguez, Joseph Bugni, dijo que la decisión se contradice. Planea solicitarles a los nueve jueces activos del 7 Circuito que revisen el caso juntos. Si Meza Rodríguez no obtiene una victoria a ese nivel, acudirá a la Corte Suprema de Estados Unidos, dijo Bugni.

El juez Joel M. Flaum, un miembro del panel, escribió una opinión coincidente en donde duda que la Segunda Enmienda se aplique a la gente que vive en el país sin permiso. Reconoció que la decisión entra en conflicto con otros fallos federales y dijo que el panel no debió abordar la duda constitucional más amplia, ya que la prohibición de posesión es claramente legal.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/inicio/2015/08/27/inmigrantes-sin-autorizacin-no-podrn-poseer-armas/32479941/