Skip in Skip
x

Embed

x
CLOSE

Rinden homenaje a Juan Gabriel en Bellas Artes, en México

El mariachi “Mi Tierra”, que acompañaba al cantautor mexicano, empezó a tocar "Amor Eterno", acompañando al tenor Fernando de la Mora, a quien por primera vez en su vida, se le quebró la voz, contagiando a todos los presentes

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

La espera terminó, a los nueve días de su intempestivo deceso, las cenizas de Juan Gabriel llegaron al Palacio de Bellas Artes, para que el pueblo de México se rindiera ante él, el que consideran su máximo ídolo.

A las 4:46 de este lunes, un silencio que erizaba la piel se hizo presente en el máximo recinto cultural de México, cuyas puertas se abrieron para dar paso a los restos del Divo de Juárez, en manos de su hijo Iván, que serio y del brazo de su esposa, bajó la escalinata del vestíbulo, junto a Rafael Tovar y de Teresa. Afuera del recinto, miles de mexicanos formaban fila, desde muchas horas antes, para darle el último adiós.

El mariachi “Mi Tierra”, que acompañaba al cantautor mexicano, empezó a tocar "Amor Eterno", acompañando al tenor Fernando de la Mora, a quien por primera vez en su vida, se le quebró la voz, contagiando a todos los presentes.

Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos

La primera guardia de honor ante los restos de Juan Gabriel la encabezó Iván, tomado de la mano de su esposa Simona Hackman; a un lado Tovar y de Teresa, atrás Jesús Salas, representante y cuñado del cantautor mexicano; además de María Cristina García  Cepeda, directora del INBA.

Así, iniciaría la magna despedida de Juan Gabriel,  que se prolongará hasta la tarde de hoy martes en la que participan familia, amigos, cantantes, actores, compositores, 500 periodistas de más de 100 medios de comunicación de Hispanoamérica,  y principalmente, de fans, que esperan, sumen 1 millón, sí, un millón,  récord de asistentes en la despedida a un ídolo en México.

En este último adiós, no podía faltar Aída Cuevas, la gran intérprete de música vernácula, su amiga,  su comadre, la mujer que rechazó casarse con él. El dolor en Aída fue manifiesto al cantar “Te lo Pido por Favor”, a la que siguió “Te Sigo Amando”. Una rosa blanca junto a la urna, simbolizó el amor eterno que le tendrá a Juan Gabriel, a quien le agradeció su legado musical.  El pésame a Iván, conmovió a todos los presentes.

Frente a la urna con las iniciales de A.A.V. debajo de una placa con la imagen de la Santísima Virgen de Guadalupe,  desfilaron entonces los miles de seguidores de Juan Gabriel, uno cada tres segundos, según Rafael Tovar y de Teresa.

El paso es rápido, apenas unos cuantos segundos ante la urna, apenas hay tiempo para una foto, para unos segundos de video, o tan sólo para persignarse, para verlo, no importa,  sólo querían eso, verlo, despedirse de él, no importa que ya sólo sea en cenizas.

Sus rostros reflejaban la tristeza y el hueco que ha dejado "El Divo de Juárez", pero como decía Alejandro Silva Bautista, uno de sus seguidores, "no importa el tiempo que esperemos para verlo, para  alguien que dio tanto,  que entregó su corazón en sus letras e hizo que México fuera conocido en el mundo".

Doña Luz Marina Sánchez, que formó fila 20 horas para verlo unos segundos, señaló que le dio tiempo de cantarle un pedacito de “Amor Eterno”: “quién me iba a decir que yo, que nunca pude venirlo a escuchar cantar en Bellas Artes, yo sería la que le iba a cantar aquí. Para mi no ha muerto, vive en mi corazón, es mi ídolo y me voy a volver a formar para ver de nuevo sus cenizas y cantarle”.

Y así como el pueblo se rinde ante su ídolo, sus amigos, sus compañeros cantantes como Pablo Montero, Lucía Méndez y Poncho Lizárraga, o actores como Leticia Perdigón y Humberto Elizondo, o compositores como Martín Urieta, no pudieron ocultar sus lágrimas.

Con tristeza, Poncho Lizárraga nos confesó que se conmovió ante las cenizas de un hombre que fue muy querido para él, un ejemplo en todos aspectos.

"Además de la gran figura que era en el escenario, del gran compositor, era una persona bromista, amena, generosa, nosotros conocimos no a Juan Gabriel, sino a Alberto Aguilera,  la persona que estaba detrás de él, fuimos muy afortunados", explicó Poncho, quien trajo consigo las condolencias de toda la familia Lizárraga y de los integrantes de Banda El Recodo.

A lo largo del día se pudo a María Elena Leal, quien lo quería como a un hermano; a Martha Sahagún, esposa del ex presidente Vicente Fox; al ex gobernador de Veracruz Miguel Alemán, gran amigo del cantautor;  a Jas Devael, quien le cantó dos temas y le dejó una rosa roja; a la conductora regiomontana Ceci Gutiérrez, quien lucía muy triste, y a todos los músicos, coristas y bailarines de Juan Gabriel, quien se unieron para cerrar la noche con un magno concierto tan perfecto como si lo presidiera él, tan perfecto como a él le gustaba.

También aquí se hicieron presentes las 500 rosas blancas de parte de Luis Miguel.

Esta historia aún no termina… las cenizas de “El Divo de Juárez”, aún permanecen en el Palacio de Bellas Artes, al que por cuarta vez hace lucir pletórico.

Se espera para hoy, otra vez una fila interminable de seguidores,  otra lluvia de estrellas, y la presencia del presidente Enrique Peña Nieto.

Se estima que el homenaje termine en horas del tarde, para que sus restos vuelen de regreso a Ciudad Juárez donde reposarán por siempre.

 

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/entretenimiento/tvymas/2016/09/06/mxico-se-rinde-ante-cenizas-de-juan-gabriel/89911800/