Skip in Skip
x

Embed

x

Tomateros de Culiacán y Naranjeros de Hermosillo se enfrentaron en Mesa, AZ. Alfredo García/La Voz

La quinta edición del evento que enmarca la pretemporada de equipos de la Liga Mexicana del Pacífico en el Valle, cumplió con lo esperado

4 LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

La tuba y los tambores que caracterizan a la música de la banda sinaloense retumbó en el parque Hohokam de Mesa, poniendo ese estilo único con el que los aficionados de la Liga Mexicana del Pacífico acompañan cada entrada en los diferentes parques de beisbol.

El pasado fin de semana, una de las rivalidades más añejas de esta organización enfrentó a los Naranjeros de Hermosillo y a los Tomateros de Culiacán, en el evento denominado Fiesta Mexicana del Beisbol- Mesa 2016.

“Es notable el incremento de público con respecto a ediciones anteriores y sin duda, tiene que ver con los equipos que decidimos traer esta vez. Naranjeros contra Tomateros es la rivalidad clásica de la liga y se pudo disfrutar con el mismo ambiente de México”, aseguró para La Voz el organizador Francisco Gámez. 
El evento deportivo es el quinto que de forma consecutiva se realiza en el Valle y se eligió el complejo primaveral de la organización de los Atléticos de Oakland como testigo.

Los fanáticos pudieron ver de cerca de los jugadores que conformarán cada novena y que se valen de estas contiendas para ponerse en la mejor condición física, de cara al inicio de la campaña regular el próximo martes 11 de octubre.

Peloteros “Naranjas” como Roberto Ramos, Norberto Obeso, Fernando Pérez, Juan Pablo Oramas, Pablo Ortega, Ciro Norzagaray, Gerardo García, César Hernández, Aarón Colmenares, Carlos Espinoza, Alex Flores, entre otros, vieron acción dirigidos por Lorenzo Bundy.

Por los sinaloenses destacaron gente como Marco Camarena, Claudio Márquez, David Gutiérrez, José Sánchez, José Cobos, Rudy González, Alí Solís, Carlos Díaz y Marco Antonio Guzmán, Héctor Guerrero, Alexis Wilson, Rico Noel, Rubén Reyes, Marcelo Martínez, Francisco Campos y Alfredo Amézaga, por citar algunos. Esta campaña el timón de Culiacán será dirigido por el boricua Lino Rivera, en sustitución del tijuanense Benjamín Gil.

Tanto el encuentro del viernes (1-0) como el del sábado (4-1) fueron ganados por Hermosillo.

“Esta muy bien este tipo de juegos, que nos permiten apoyar a los equipos que nos gustan y sentirnos como si estuviéramos en nuestra tierra”, comentó Sergio Flores, aficionado local de Naranjeros.

Ambiente causa sorpresas

Para muchos trabajadores encargados de organizar y mantener control en las diferentes áreas del Estadio Hohokam, el ambiente que se vivió fue más que inusual. Los gritos y algarabía que dirigían la atención hacia un determinado lugar, no significaba necesariamente una pelea, sino el baile de un aficionado haciendo pista en alguno de los pasillos.

“Es una forma muy mexicana de gozar el beisbol, aunque la verdad muchos ni siquiera estaban viendo el juego. Mis compañeros no supieron que hacer con tanto bailarín que estorbaba el paso de la gente”, dijo entre risas Frank Garza, empleado del estadio.

Algunos de estos trabajadores anglosajones, quienes suelen ser de la tercera edad, solamente se apresuraban a sacar sus teléfonos para grabar las contorsiones de los espontáneos.

Repetición automática
Mostrar Miniaturas
Mostrar Subtítulos
4 LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/deportes/2016/09/26/fiesta-mexicana-mesa/91120596/