LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Dos juegos divisionales, en el Este de cada conferencia, se destacan en la segunda semana de la NFL, además de una reedición del duelo por el campeonato de la Nacional en enero pasado entre Seahawks-Packers. Si bien es temprano en la carrera, estos encuentros pueden ser vitales cuando la disputa por los primeros lugares de cada sector es cerrada.

SEAHAWKS-PACKERS:

Hace unos meses parecía que los Packers iban en camino de una nueva aparición en el Súper Bowl hasta que los Seahawks remontaron en el último periodo, ayudados por dos errores garrafales de los equipos especiales de Green Bay que llevaron al cese del entrenador de ese departamento, Shawn Slocum.

Ahora, los Packers, que revalidaron su condición de favoritos al título de la NFL en que los coloca el ranking de The Associated Press con un triunfo contundente en Chicago, se enfrentan a un equipo de Seattle que no sólo perdió ante los Rams sino que lució lejos de aquel cuadro dominante de años anteriores.

Por principio, la defensa de los Seahawks permitieron 276 yardas por pase a un ataque comandado por Nick Foles que no contaba con sus mejores receptores. Ahora tendrán enfrente a Rodgers, que pasó para discretas 189 yardas contra los Bears, pero más preocupante es que el wide receiver James Jones, recontratado tras la lesión de Jordy Nelson, logró dos touchdowns y se mostró como un gran complemento a Randall Cobb. Por si fuera poco, Seattle no ha resuelto su disputa con el safety Kam Chancellor, el mejor de su posición y líder de la secundaria, una de las fortalezas del equipo, que se vio rebasada en varias ocasiones ante San Luis.

PATRIOTS-BILLS

En su primer partido con Rex Ryan en el mando los Bills lucieron como su dueño esperaba: fuertes a la defensa, con un pasador discreto que no comete errores cuando lanza y consume tiempo por tierra. Tyrod Taylor lanzó para 195 yardas y una anotación en su primer juego como titular, mientras LeSean McCoy tuvo una buena actuación pese a la dudas en torno su participación por una lesión.

Otro punto positivo es que su ancla a la defensa, el tackle Marcell Dareus, está de vuelta tras cumplir un partido de suspensión, lo que hace más sólida esta unidad que maniató a la poderosa ofensiva de los Colts.

Por su parte, los Patriots enseñaron que su nivel no bajó luego de que ganaran su cuarto campeonato de Súper Bowl en 15 años. Los Steelers no fueron rival y Tom Brady logró cuatro touchdowns por pase, tres de ellos para Rob Gronkowski, quien además acumuló 95 yardas. El escenario luce por demás atractivo: una rivalidad de división que pone frente a frente a lo mejor de un equipo, el ataque de Nueva Inglaterra, contra la defensa de Bills.

COWBOYS-EAGLES

Durante los dos años anteriores Dallas y Filadelfia han dirimido el título del Este de la Nacional en el último o penúltimo partido de la campaña. Ahora se enfrentan al amanecer de la temporada con un aliciente adicional ya que una de las protagonistas de la gran campaña de los Cowboys en 2014 tiene uniforme nuevo.

DeMarco Murray se fue a los Eagles cuando los Cowboys decidieron convertir en el jugador mejor pagado del equipo al receiver Dez Bryant, quien no estará el domingo por lesión. En su debut contra los Falcons el líder corredor de la NFL el año pasado con más de 1.800 yardas avanzadas por abajo no fue factor ya que tocó el balón sólo 12 veces (cuatro pases y ocho carreras) y apenas acumuló nueve por tierra. Parte del éxito del equipo de Chip Kelly, derrotado en Atlanta el lunes, depende de que Murray logre avance terrestre.

En el lado opuesto Tony Romo volvió a lanzar muchos pases (45), como sucedía cuando su ataque terrestre no era tan potente. Pero a diferencia de las malas actuaciones que lo caracterizan cuando la defensa espera pase ante los Giants brilló y sacó adelante al equipo en una situación desesperada.

Los Eagles lo vieron derrumbarse el año pasado en el partido del Día de Acción de Gracias y anticipan que lo atacarán para que no encuentre a sus objetivos. "Cambia completamente cuando tiene presión o cuenta con tiempo", dijo el safety de los Eagles, Malcolm Jenkins. "La semana pasada tuvo tiempo y todos lo elogiaron. Se vio al Romo bueno, que gana bajo presión. Pero si podemos golpearlo como en Acción de Gracias será una historia totalmente distinta".

La jornada comenzó con el jueves con el triunfo de los Broncos por 31-24 ante los Chiefs. En otros partidos, Houston visita a Carolina, San Francisco a Pittsburgh, Tampa Bay a Nueva Orleáns, Detroit a Minnesota, Arizona a Chicago y San Diego a Cincinnati.

Tennessee va a Cleveland, Atlanta a Nueva York, San Luis a Washington, mientras Miami choca contra Jacksonville, Baltimore contra Oakland y el lunes los Jets de Nueva York viajan a Indianápolis.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://www.lavozarizona.com/story/deportes/2015/09/18/panorama-nfl-semana-2/72435088/